LEARNING LETTER 98. “Confianza, Emociones y Riesgo”

LEARNING LETTER 97. “Confianza, Adversidad, Creencias y Abundancia”
4 octubre, 2015
LEARNING LETTER 99. “Confianza, Amor y Felicidad”
13 diciembre, 2015



Si se precisase mejorar la calidad de visionado, pinchar AQUI para descargar en pdf (por su tamaño tardará unos segundos)

LL98_01

LL98_02
LL98_03
LL98_04
LL98_05
LL98_06
LL98_07
LL98_08
LL98_09
LL98_10
LL98_11
LL98_12
LL98_13
LL98_14
LL98_15
LL98_16
LL98_17
LL98_18
LL98_19
LL98_20
LL98_21
LL98_22
LL98_23
LL98_24
LL98_25
LL98_26
LL98_27
LL98_28
LL98_29
LL98_30



7 C U E S T I O N A M I E N T O S



TEXTO PLANO:

Learning Letter 98. ARTÍCULO 98. CONFIANZA, CELEBRACIÓN Y EMOCIONES. La vida no es fácil, quizás no para todos, pero sí para la mayoría de la gente. Es cuestión de esfuerzo, perseverancia, confianza en nosotros mismos y… oportunidades como los demás. La igualdad de oportunidades, al igual que la justicia, tendrían que ser dos objetivos clave a nivel social. Diría que hay que prestar atención con el corazón abierto. Sin embargo, y a pesar de cualquier circunstancia, es importante la actitud con la que nos presentemos ante la vida. Recordar lo que decía Frankl que era la única libertad que nunca nos podrán quitar. Estoy pasando una época de hospitales y cayó en mis manos este relato. En un hospital, dos pacientes que padecían un gran dolor se encontraban en cuidados intensivos. El que estaba al lado de la ventana, sin importar el dolor que sentía, le describía a su compañero el espectacular paisaje que tenía frente a él. Se pasaba las horas contándole, con lujo de detalles, cómo los patos abrían sus alas y volaban sobre aquel hermoso lago azul y cómo los niños corrían incansablemente tratando de alcanzarlos. Le describía las escenas de los enamorados que caminaban alrededor del parque, tomados de la mano. En ocasiones, le describía los magníficos y espectaculares colores del atardecer y el sol que pegaba en el agua. Todas estas historias llenaban de satisfacción y alegraban las horas de dolor de su compañero. Así transcurrieron varias semanas, hasta que un día, el paciente de la ventana amaneció muerto. Sorprendido y con gran tristeza al ver que levantaban el cuerpo de su amigo y que la cama quedaba desocupada, con voz entrecortada, le pidió a la enfermera que lo cambiaran a la cama de su difunto y querido amigo. Haciendo caso de su petición, la enfermera lo cambió de lugar y él, muy feliz, le pidió que le levantara el espaldar de su cama, para ver el atardecer en el lago que su amigo describía tan pictóricamente. La enfermera, sorprendida; le preguntó: “¿De qué lago y de qué atardecer está hablando? Esta ventana da contra un muro viejo y sucio del edificio de enfrente”. Él le dijo: “No puede ser, levánteme porque mi amigo siempre me describía con lujo de detalles las cosas tan lindas que veía por la ventana”. Más sorprendida aún, la enfermera le contestó: “Es imposible que su compañero hubiera visto eso, porque en el accidente que tuvo, él perdió su visión”. Con lágrimas en sus ojos, en ese momento, él apreció aún más a su compañero, quien a pesar del dolor que soportaba, siempre trató amorosamente de distraerlo para aminorarle el dolor que estaba padeciendo y evitar, así, que este se transformara en sufrimiento. Y, ¿por dónde dirigí mis pasos este mes? Comenzamos el mes en un sitio maravilloso: la isla de Sao Miguel en las Azores. Estuvimos haciendo de Mestres junto con Mario Alonso Puig, Juan Carlos Cubeiro y Teresa García en el Challenge 2015 diseñado y dirigido por el gran Carlos Ongallo. Fue una épica en la gestión de la adversidad que realmente se quedará siempre en nuestra cabeza. Visité nuevamente Córdoba para dar una conferencia dentro del marco del festival Eutopía y en el marco de Urban Sur. Fue una sesión llena de emotividad. Muchas gracias Víctor, muchas gracias Paqui. De la mano de Deusto estuve en Aranjuez con nuestros amigos de Bankia y en Madrid con el equipo directivo de ZenithOptimedia, fueron sesiones llenas de energía automotivación y ansias por aprender. Muchas gracias. Disfruté enormemente en el 10º encuentro Nacional del voluntariado tutelar ¡qué energía! ¡qué ilusión ¡qué entusiasmo! ¡qué ganas de aportar a los demás!!! Muchas gracias a todas y todos, muchas gracias Arancha, muchas gracias Mariela. Y después dos congresos, dos experiencias inolvidables: en Valencia, el congreso europeo de los “mal llamados recursos humanos“ y en Las Palmas, el congreso de Cremetal, muchas gracias Kurt, muchas gracias Iñigo. En Valencia tuve la fortuna de reencontrarme con uno de mis referentes desde hace 40 años, Charles Handy sigue siendo un gurú inspirador que habla desde la sabiduría. Muchas gracias Charles, muchas gracias Robert por permitirme hacer un dúo con Juan Carlos Cubeiro debatiendo sobre Trust & Talent. Resultó muy interesante. Y se fue yendo el mes con muchas alegrías y algún dolor profundo. Así es la vida, un surfear que trato de hacerlo desde mi decisión de ir siendo feliz. Y, como cada mes… las tres ideas finales: 1. Si sabes de algún colectivo que necesite impulso, motivación, ilusión, me avisas para darles una charla de impacto. 2. Si crees que esta LL le puede interesar a alguien que conozcas pásasela o cuélgala; y 3. Lo más importante… ¡Acuérdate de ir siendo Feliz! ¡Hasta el próximo mes! José María Gasalla. Conferenciante, Director de TALENTUM y Profesor de DEUSTO Business School. www.gasalla.com

Learning Letter 98. ARTÍCULO 98. CONFIANZA, EMOCIONES Y RIESGO”. Todos deseamos la buena vida. La cuestión es saber lo que significa para cada uno e incluso en cada momento de nuestra vida. Al buen vivir yo le llamo el “ir siendo feliz” como al final de cada LL os deseo a cada uno de vosotros. Y sigo profundizando más; me doy cuenta que ese “buen vivir” no está ligado a grandes riquezas materiales, ni a grandes poderes. Más bien he ido consiguiéndolo persiguiendo el sentido que tiene para mí la vida o mejor el sentido que le doy a mi vida. Y tiene que ver mucho con el placer que me proporciona sentir que puedo influir en el despertar de algunas personas. En el moverlas a la acción. En el aumento de su autoconfianza. En el confiar más en otros. Y tiene que ver con las cosas sencillas, con la gratitud, la generosidad y la actitud vital de la abundancia que lleva al aprecio de otros, a la compasión, a la benevolencia… al amor. Y es importante ampliar cada vez más nuestra conciencia comenzando por darnos cuenta de todo lo que tenemos y apreciarlo y… celebrarlo. Y también irlo repartiendo. Y sentir el bien de la generosidad. Y es importante el ir confiando en la vida aunque esta nos haya dado palos a veces muy duros. Y nos gusta, nos gratifica, nos hace sentir más seguros cuando sentimos que cada vez más personas confían en nosotros; pero eso exige el que nosotros mostremos nuestra confianza en los demás. Y ya sabemos que eso no es cuestión de palabras sino definitivamente, de hechos. De conductas, comportamientos. Y nosotros, al confiar hacemos una hipótesis sobre la conducta futura del otro. Y nos abrimos. Y seguramente nos sentimos más vulnerables. Y sentimos que estamos corriendo un riesgo. Pero, ¿qué es la vida sino un continuo riesgo? Riesgo de vivir o de dejar de hacerlo. Y nos guste o no pensar en ello esa vulnerabilidad forma parte de la esencia del ser humano. Y solo desde la aceptación de esta vulnerabilidad nos sentimos cada vez más libres. La confianza no se puede pedir y aún menos exigir. Tenemos que irla conquistando e ir creando una cuenta de crédito en base a nuestras actuaciones. Y aquél que se siente fuerte ante la vida será una persona que confíe en la misma aún sabiendo que en ella va a ir sintiendo a veces el placer y otras veces el dolor, la luz y la sombra. Es lo que está adentro de nosotros. Sabiendo además que nuestro estado interior define como vemos el mundo exterior. Pero, el que resplandezca la luz depende fundamentalmente de nosotros. No demos el poder a las circunstancias. Aunque a veces golpeen con fuerza, incluso con saña (parece que las desgracias vienen ligadas unas con otras). No les permitas coger el poder. No les permitas coger el control. Practica buscando, disfrutando y celebrando lo positivo, lo luminoso. No lo dejes pasar sin colocar tu conciencia en ello, sin llenarte en ese momento de luz. Rodéate de personas positivas de esas que siempre tienen una excusa para sonreír. Y aprende a hacerlo… y de contagiar esa sonrisa a otros. ¡Vayamos ampliando el círculo! No desde la frivolidad ni la superficialidad sino desde tu luz interior. Y cuando vengan los nubarrones acepta y trabaja tu dolor pero no lo dejes que se enganche y te atrape y se convierta en sufrimiento. Aprende como nos enseña Susana Bloch a “surfear en las emociones” Ella lo trabaja desde la respiración. Cambia la respiración y así cambia la emoción. Es cuestión de practicar. Y es cuestión de hacer un silencio en nuestro interior. Y, con más luz, más tranquilidad de espíritu, más paz, tomemos el camino y las decisiones que decidamos tomar. Y estemos alerta ante los pensamientos circulares negativos que seguramente tratarán de convertirse en protagonistas de nuestro estado de ánimo. Y las tormentas externas las soportamos mejor desde un estado de paz interior que fundamentalmente estará sustentado en una actuación consistente con tus valores, con tus principios, con el sentido que le das a tu vida. Y actuar así exige muchas veces prescindir de golosinas que la vida te presenta de forma seductora. Y te preguntas ¿y por qué no? Y tiendes a buscar la comodidad y la conveniencia pensando que éstas te llevaran a la ansiada felicidad. O nos metemos en tareas y más tareas para conseguir no se sabe muy bien qué. O un gran objetivo que aparece costoso, lejano y que en su búsqueda desperdiciamos el camino por estar demasiado absortos en la meta. Como dice Facundo Cabral: “El trayecto es más emocionante que la llegada, si es que se puede llegar a alguna parte”. Entonces, se fiel a ti misma, agradece por lo que la vida te va brindando, no te enfades por lo que no te ha dado, celebra la vida y vibra con tus emociones pero aprende a surfear en ellas sin engancharte en aquellas que te traen sufrimiento. No estamos aquí para sufrir aunque a veces nos dé la sensación que todo se coloca en nuestra contra. Acuérdate de que todo lo que principia tiene su fin, comenzando por nuestro pasaje terrenal. Vive mientras tengas vida y rodéate de cosas que amas: familia, amigos, libros, música, plantas, bellezas… siempre te ayudarán en momentos malos. Y seguir viviendo implica seguir arriesgando. Y de muy variadas formas ya que siguiendo a Luis Castellanos y completándolo por mi parte. • Reírse a menudo es arriesgarse a parecer poco intelectual. • Llorar es arriesgarse a parecer blando. • Extender la mano a otra persona incluso a un desconocido es arriesgarse a involucrarse. • Abrirse emocionalmente es arriesgarse a mostrar nuestro verdadero yo. • Tener esperanza es arriesgarse a desesperarse. • Intentar es arriesgarse a fracasar. • Amar es arriesgarse a no ser correspondido. • Confiar es arriesgarse a ser defraudado. • Vivir es arriesgarse a morir. Y aún con tanto riesgo podemos sentir y hacer sentir a otros que…¡la vida es bella! CUESTIONAMIENTOS: ¿Qué nivel de riesgos corro en la vida? 1. ¿Me río a menudo? 2. ¿Lloro con frecuencia? 3. ¿Ayudo a otros sin que me lo pidan? 4. ¿Fácilmente expreso mis emociones? 5. ¿Tengo tendencia a correr riesgos? 6. ¿Me gusta amar sin esperar ser correspondido? 7. ¿Suelo confiar en las personas que no conozco? José María Gasalla. Conferenciante, Director de TALENTUM y Profesor de DEUSTO Business School. www.gasalla.com

José María Gasalla
José María Gasalla
Conferenciante, escritor y Profesor de Deusto Business School. Ingeniero Aeronáutico, Doctor en C. Enonómicas y Empresariales. Diploma de Estudios avanzados en Psicología Social. Línea de investigacion “Confianza y Compromiso”, Presidente del grupo “Desarrollo Organizacional” y “Talentum”. Co-director del Máster de Coaching Ejecutivo en DEUSTO Business School. Evaluador del proceso de acreditación de Coach profesionales, senior y ejecutivos de AECOP (Asociación Española de Coaching).

13 Comments

  1. Avatar JOSEFINA TAKAHASHI dice:

    Tus blogs son realmente motivadores, porque sumado a los mensajes y relatos, la energía maravillosa que irradias, producen tal cambio en el estado de ánimo, que nos proporciona la paz y felicidad que no se compra con dinero.

    Como dices, hay motivos suficientes para que la vida sea bella y seamos felices. Gracias José María.

  2. Avatar JOSE MORENO DIAZ dice:

    BRAVO, como siempre, MAESTRO!

  3. Avatar JAVIER FARRÉ dice:

    José María, espero que estés bien. Quiero volver a agradecerte el poder haberte conocido personalmente. Irradias confianza, energía y ayudas a dar sentido a esta Vida fantástica. Gracias y un fuerte abrazo, JAVIER FARRÉ

  4. Avatar Marisa Rozalén Castillo dice:

    Gracias por tu regalo para el alma!! porque sin la chispa del “ries-go” ¿Qué es la vida? sino lenta monotonía, para un día marchar… Cuando la experiencia es nueva, nuestro cerebro gasta más energía que cuando es repetida y produce la sensación de que transcurre más tiempo… para vivirla!

    Y, eso, eso, anima a todos tus amigos a que se arriesguen, que con esto de tener 8 danes de Karate, sigo soltera!!!

    Marisa Rozalén Castillo

  5. Avatar Benito A. de la Morena Carretero dice:

    Me ha emocionado la historia de los dos enfermos. Así debería ser siempre, pero la realidad nos dice que sólo es así “a veces”. No sabemos vivir, querido José María, a pesar de tus esfuerzos por enseñarnos. Un abrazo

  6. Avatar maria teresa dapena dice:

    Lindas mensagens.!!!!
    A VIDA é bela!!!!!!!!
    E como você diz : lembrar de ir sendo feliz
    Bjs

  7. Avatar Óscar G. Sas dice:

    Después de leerte vienen a mi cabeza la letra de dos canciones… “Tendré que soñar que puedo volar…”, “Porque la vida es un baile de ilusiones y el que no baile está muerto…” ¡Gracias crack! Unha aperta!

  8. Avatar Leonardo Dávila dice:

    Muchas gracias profesor Gasalla por su video sobre los 7 cuestionamientos. Que Dios le bendiga mucho más!!

  9. Excelente Jose María, soy de Perú donde te conocí en una conferencia en la Universidad Científica del Sur, estudié una maestría en administración en la UNE Guzmán y Valle y me estoy especializando en Comportamiento Organizacional, te felicito y por favor no desmayes en continuar con tus proyectos, estaremos espiritualmente contigo para alimentar tus energías emocionales y puedas trasmitirlo a todos tus seguidores asiduos. Atte. Iván Gonzales V.

  10. Avatar Pablo dice:

    Interesantísimos tus 7 cuestionamientos… No hay paz si no hay inquietud… Gracias Jose.

  11. Avatar Carlos González Sánchez dice:

    Eres grande! Físico y mentalmente. He podido disfrutar unas horas de aprendizaje constante en el master de DO de la universidad de Valladolid hace unos días, gracias profesor por ” tocar ” como tocas esos temas tan vitales en la vida de cada uno, con los que uno hace reflexiones interesantes acerca de cómo está dirigiendo su vida y de cómo puede hacerlo con más confianza, consistencia, coraje….y así hasta las siete C’s.
    Un abrazo.

  12. Jose María Gasalla Jose María Gasalla dice:

    Queridos Josefina, Jose, Javier, Marisa, Benito, Mª Teresa, Oscar, Leonardo, Iván, Pablo, Carlos… vosotros sí que sois grandes como dice Carlos, en generosidad, sensibilidad y de lo que va la próxima LL… en amor. Muchísimas gracias por vuestras palabras que me estimulan e impulsan a seguir escribiendo. Un gran abrazo a todos y todas(más grande).

  13. Avatar Rafael Castilla R dice:

    Arriesgarse a ser una buena persona. Surfear los malos momentos. Un fuerte abrazo José María.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.