Agradecer, reconocer, celebrar… confiar. Learning Letter 169

Para el año próximo más consciencia, más confianza, más acción. Learning Letter 168
9 diciembre, 2021
Reflexiones sobre nuestra realidad y la confianza para el nuevo año. Learning Letter 170
31 enero, 2022

EL EDITORIAL

Y terminamos un año muy especial, muy diferente a otros, muy lleno de incertidumbres, de idas y venidas, de esperanzas y desesperanzas. Un tiempo en el que ha habido momentos en los que nos ha resultado difícil comprender lo que sucedía a nuestro alrededor. Porque si la incertidumbre siempre nos crea cierto desasosiego o malestar, la incomprensión todavía es peor. Te hace sentir estúpido o fuera de juego.
Y nos asomamos al año 2022 con la misma panorámica. Algunos claros y muchos nubarrones en el horizonte.
Pero ya sabemos que la circunstancia no es la clave, sino cómo cada uno de nosotros sabe reinterpretar y gestionar esa circunstancia.
Y un camino, sin duda no el único, puede ser “volver a lo básico” a través del agradecimiento, el reconocimiento, la celebración, la confianza y algo importante de lo que hablaremos en el artículo: la autodisciplina.
1. Agradecer
Abre tu conciencia hacia todo lo que te hace sentir bien en cualquier momento y exprésatelo a ti mismo o a una persona si esta es la que te hace sentir bien por sus actos, su presencia o incluso por su simple existencia.
Agradece desde la sencillez, desde ti mismo, desde el amor.
2. Reconocer
Se generoso al reconocer al otro. No tengas miedo en lastimar a tu ego. El reconocer las conductas, las competencias, los logros de otros no desmerecen para nada los tuyos. Al igual que sucede cuando admiramos a alguien no significa que seamos inferior a ese alguien.
3. Celebrar
Y hay que celebrar todo lo bueno que hemos ido consiguiendo. Con alegría y buen humor. Con espíritu y confianza en un mundo mejor, en una vida más plena. Afrontemos las adversidades, pero no nos dejemos sumergir en el drama que a veces traen consigo.
¡Alza la copa y brinda por la vida!
4. Confiar
Desde una “confianza inteligente” que exige un análisis de la situación, que tiene que considerar el contexto en el que nos movemos y que exige una actualización de la confianza ofrecida ya que los humanos y las obras de los humanos cambian, evolucionan... y no siempre a mejor.
De ahí la importancia del pensamiento crítico, del método científico y de la consistencia en valores y principios a lo largo del tiempo.
Y como seguro que te gusta el que los demás confíen en ti, te diría, comienza confiando tú en ti mismo, en ti misma y además... confía en los demás.
Hoy nos acompaña en la LL una ciudad que no llega a los 100.000 habitantes (84.830 en 2021) y que es Pontevedra, la ciudad en la que nací hace 76 años ya, ¡Siento morriña! Mucha.
¡Brindemos por la Navidad y el nuevo Año!
Y la canción de hoy sonará entre España y América en donde estoy actualmente y saldrá de la voz de José Feliciano (Feliz Navidad).
VIDEO MUSICAL:José Feliciano - Feliz Navidad
articulo-ll169
A partir de lo básico... AUTODISCIPLINA
Y de lo básico ya hemos hablado en el editorial como muy bien me señalaba mi amiga Irene (no la editorial). Y aquí vamos a tratar de la columna que nos mantiene firmes, la que nos permite actuar desde nuestra libertad, la que configura y posibilita nuestro autoliderazgo. Nos referimos a nuestra autodisciplina muy ligada sin duda a nuestra voluntad (fuerza de voluntad). Siempre recuerdo cuando mi hija Sira reclamaba, “es que no tengo voluntad” como si fuera algo que se puede tener ya de nacimiento. Por supuesto que genéticamente, como para todo, puedes venir de alguna manera predeterminado pero la clave va a estar en la práctica como sucede con cualquier hábito.
¿Y por qué se me ha ocurrido este tema para fin de año?
Por dos razones fundamentalmente. Por un lado, es el tiempo en que muchas personas deciden plantearse unos propósitos a cumplir en el año nuevo. Y pueden ser de muy diferente naturaleza. Los que más abundan suelen ser acerca de perder peso, hacer ejercicio físico, aprender un idioma o comer de forma más saludable…Y así comienza el año. Con deseos y propósitos beneficiosos para la salud física, emocional, intelectual o espiritual.
Y por otro lado, ante una realidad que nos circunda, diría más bien que nos amenaza, apareciendo cada vez más compleja e incomprensible, el autoliderazgo se convierte en un dispositivo clave para salir airosos ante esa realidad. Y el punto de partida para ese autoliderazgo es sin duda, la autodisciplina.

8 REFLEXIONES CLAVE SOBRE LA AUTODISCIPLINA

1. La concentración o el foco
Podemos considerarlo como uno de los elementos clave de la autodisciplina.
Y cada vez estamos siendo bombardeados por un mayor número de estímulos. Estímulos que llegan a cada uno de nosotros y siendo dirigidos conociendo nuestra sensibilidad, gustos, apetencias… distrayéndonos con facilidad.
Es cuestión de reencontrar el foco. Para ello te puede ayudar la meditación, el mindfulness, la autohipnosis…
2. Desgaste de la fuerza de voluntad.
Aunque como señalábamos anteriormente la práctica va asentando a los hábitos, según diferentes investigaciones, la más conocida es la de Roy Baumeister en la Case Western Reserve en 1996, se comprobó que después de hacer un esfuerzo aplazando la gratificación, ante una segunda prueba que exigía aguantar igualmente, el grupo que se había esforzado más en la 1ª prueba notó el desgaste de la voluntad en la 2ª (Da la sensación de que funciona de la misma forma que en el caso del desgaste físico).
3. Factor de automotivación
La autodisciplina es seguramente la herramienta más potente que tenemos en nuestro camino hacia la maestría. Nos proporciona la sensación de avanzar, de mejorar, de crecer en alguna de nuestras competencias o como seres humanos.
4. La autodisciplina combate nuestras creencias autolimitantes.
Ya sabes... Si crees que puedes, tienes razón. Si crees que no puedes, también la tienes. Tú eliges.
Y somos conscientes, a veces solo lo sospechamos, que nuestra mente condiciona en gran manera nuestras posibilidades.
Ya conocemos la potencia del efecto placebo. Lo mental influye en nuestro estado psicológico.
5. Acompañados, podemos más
Cambiar hábitos no es fácil. Están muy “aprehendidos” dentro de nosotros. Hemos creado “surcos neuronales” que facilitan el proceso sentir-pensar-hacer. La creación de nuevos surcos exige repetición, repetición, repetición…
Y eso se nos hace aburridos, tedioso… búscate alguien que te acompañe. Será más divertido, agradable y más fácil de conseguir.
6.La procrastinación, un enemigo al acecho.
“No, no es el momento”, “todavía no estoy convencido del todo”, “me falta más preparación” …
¿De verdad crees que las circunstancias no son perfectas para iniciar ese cambio que tienes en mente? Pues mira por dónde, tienes razón. Las circunstancias nunca van a ser las perfectas.
Y además siempre tienes el peligro de que “cuando ya ha llegado el momento, pasó tu momento”. Está claro que el mejor momento para empezar es ahora. Y ya sabes que el comenzar es mucho. “El principio es la mitad de todo” decía Pitágoras de Samos.
Y no esperes al momento perfecto ni apuntes a la perfección. ¡Que la perfección no te deslumbre! Es pura ilusión.
7. Pensar en la disciplina, no te hace más disciplinado
Ya sabes, a todos los que le gusta mucho el baloncesto son unos grandes jugadores de baloncesto. A mi me ha gustado siempre mucho pero no he llegado a ser una gran figura.
La autodisciplina no arranca hasta que comienzas a actuar... No es cuestión de "debería"...
8. No es cuestión de grandes metas. Parcélalas y avanza día a día
Y ahí aparece otro elemento ligado a la autodisciplina que es la constancia, la perseverancia.
Kobe Bryant iba a entrenar a las cuatro de la mañana para practicar su tiro a canasta…
Así que este fin de año decídete a fortalecer tu autodisciplina durante 2022. Plantéate, de entrada, metas asequibles que al conseguirlas irán fortaleciendo tu automotivación, autoconfianza y autodisciplina.
¡Buen provecho y sobre todo buena salud!

¡FELIZ 2022!

Imagen1

Y, como siempre, las tres ideas finales de cada mes….
1. Si sabes de algún colectivo que necesite impulso, motivación, ilusión, me avisas para darles una charla de impacto aunque de momento tenga que ser on-line.
2. Si crees que esta LL le puede interesar a alguien que conozcas pásasela o compártela.
3. Y, lo más importante…

Y aún en estos tiempos…trata de ir siendo feliz.

José María Gasalla
José María Gasalla
Conferenciante, escritor y Profesor de Deusto Business School. Ingeniero Aeronáutico, Doctor en C. Enonómicas y Empresariales. Diploma de Estudios avanzados en Psicología Social. Línea de investigacion “Confianza y Compromiso”, Presidente del grupo “Desarrollo Organizacional” y “Talentum”. Co-director del Máster de Coaching Ejecutivo en DEUSTO Business School. Evaluador del proceso de acreditación de Coach profesionales, senior y ejecutivos de AECOP (Asociación Española de Coaching).

2 Comments

  1. José María Orbaneja Orjales dice:

    Fermosa cidade da nosa Galicia contornada con sabias e balsámicas verbas.

    Bo Nadal para ti e os teus e que os hados nos «agasallen» cun mellor ano tanto en saúde como en prosperidade.

  2. Claudia dice:

    José Maria, Muy interesante artículo …tal vez algunas características son heredadas, como el temperamento, pero nosotros podemos determinar cómo queremos actuar con nosotros mismos y con los demás. El amor que encierra la compasión, el respeto y trato con dignidad son quizá el mejor compas para ir iluminando nuestro camino con mucha luz.
    Pontevedra como muchas ciudades antiguas europeas encierran muchos misterios y han visto entrar y salir a muchos de sus hijos!
    Felices Navidades y un año 2022 que te traiga muchos momentos felices, ilusiones y buena salud!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.