Del VUCA al BANI. Learning Letter 165

AVANZANDO DESDE LA CONFIANZA Y LA VULNERABILIDAD. Learning Letter 164
28 julio, 2021
A pesar de los pesares CONFÍA. Learning Letter 166
6 octubre, 2021

EDITORIAL

Y prácticamente damos por finalizado el verano y muchas veces las vacaciones anuales más importantes, al menos en Europa. En los demás Continentes la cosa es diferente. En muchos lugares del mundo las vacaciones anuales son muy cortas. En otros lugares y realidades el concepto de vacación ni existe.
Y con la Covid‐19 la situación todavía es peor. Entre otras cosas porque ha acarreado otras pandemias. Desde la infodemia a la pandemia económica pasando por la pandemia del miedo y la desconfianza.
A nivel empresarial comenzamos a utilizar el acrónimo VUCA (VICA en castellano) para señalar la naturaleza del entorno en que nos movíamos: volátil, incierto, complejo y ambiguo. Y surgió allá por 2008 tras la crisis financiera que sufrimos. El término tenia una antigüedad de al menos 10 años y provenía del ejercito de Estados Unidos. Y como en el mundo de la empresa somos amigos de los acrónimos ahora aparece uno nuevo que es el BANI (Brittel‐frágil, Ansioso, No lineal e Incomprensible).
Y lo único que quiero resaltar en esta editorial es que con este acrónimo estamos señalando, ni más ni menos que al SER HUMANO .¿Puede ser una buena señal?, ¿será que la realidad de las empresas va a ser más humana?. Ojalá…aunque no es fácil…
Y este año y medio sufriendo una realidad que ninguno de nosotros habíamos vivido ojalá sirva para recolocar a la persona como centro de cualquier sistema social y nos demos cuenta (hayamos aprendido) de lo frágiles que somos, de como el vivir con nuestras libertades limitadas nos produce ansiedad, del poco sentido que tiene el pensar en la causa‐efecto y cómo la espiral, el helicoide define nuestro progreso y desarrollo más que lo lineal y de por qué no dejamos de sorprendernos y aceptar que existe lo que nadie ha demostrado que existe y que con frecuencia somos incapaces de comprender. Acordémonos del Principito cuando decía: “He aquí mi secreto, que no puede ser más simple: sólo con el corazón se puede ver bien; lo esencial es invisible a los ojos”. Y algunos están obsesionados por medirlo todo. Y dicen que si no, no existe. Siento no estar de acuerdo (la verdad es que no lo siento).Ese camino nos llevará ineludiblemente hacia la robotización del ser humano. Prefiero asumir mi vulnerabilidad e incoherencia antes que terminar en “el mundo feliz” de Huxley.
¿Por qué angustiarnos por lo que no llegamos a comprender? Está claro que las certezas, nos dan tranquilidad, pero ya nos decía Edgar Morin que “tenemos que aprender a navegar en un firmamento de incertidumbre a través de nubes de certeza”
Y esta sociedad además no potencia para nada el profundizar en lo complejo, en lo sistémico, en lo que no es visible ante nuestros ojos, en lo humano. Nos limitamos a lo simple, lo inmediato, lo superficial, lo vacuo. Por supuesto, lo fácil, lo que no exige esfuerzo alguno. Y si se repite lo que ya sabemos hacer, mejor. Así gastamos menos energía y “nuestro querido reptiliano” está contento. Se trata de minimizar el cambio de nuestros circuitos neuronales. Y, sin embargo, con frecuencia esperamos resultados diferentes…siguiendo haciendo ,o no haciendo, lo de siempre. Es de locos… Y así nos encontramos con muchos “muertos en vida” que han elegido ese estado. El estado de la máxima comodidad, de los mayores derechos y las menores obligaciones. De dejar que la vida pase por ellos en lugar de ir decidiendo su propia vida. En ocasiones, preguntando a alguien qué prevé estar haciendo dentro de cinco años, pueden contestarme fácilmente: “lo que la vida me traiga” ¡Qué lástima!...la vida seguramente te traerá poco o nada si no actúas, decides, haces … ¿Vamos hacia adelante o hacia atrás como seres humanos? ¿O estamos fragmentando la sociedad y provocando que cada uno salve su pellejo? ¿No nos damos cuenta que todos somos uno?. Es tiempo para actuar, para colaborar, para pensar en los demás. Para ser más humanos.
En el entorno empresarial, y por ahí hemos comenzado esta editorial, o este siglo emerge como el tiempo del Humanismo, aunque le pongamos de apellido digital, o puede que los robots nos coloquen en algún sitio que tenga poco que ver con lo humano. ¡Pongámonos en marcha!
VIDEO MUSICAL: Pink Floyd - Another brick in the wall
ARTÍCULO: Las 8P - Palancas para liderar la nueva realidad... desde la confianza.
 
El tiempo siempre corre hacia adelante por mucho que algunos traten de llevarnos hacia atrás o a que  permanezcamos anclados en el pasado. Como decía Chico Xavier, “no podemos volver atrás y hacer un nuevo comienzo, más siempre podemos recomenzar y hacer un nuevo final”.
Y en realidades BANI (Brittle‐frágil, ansiedad, no lineal e incomprensible), el liderazgo cobra una especial relevancia. Hay mucho desconcierto, despiste, dudas, miedos…Se necesita más que nunca algo a lo que agarrarse, en qué confiar. Y ese algo se presenta como el liderazgo.
Y vamos a señalar aquí las 8 Palancas que pueden fortalecer ese liderazgo.

1. PROPOSITO

El elemento que pone la energía en marcha en cualquier sistema humano. Se trata de armonizar en lo posible el propósito (el why‐por qué) de la organización) con el de los miembros de la misma.

2. PRESENCIA

En momentos de crisis como el actual, en los que la incertidumbre e incluso la incomprensión nos rodean, se hace preciso “estar al lado” de cada colaborador. Que estos sientan la cercanía, la proximidad, la comprensión de su situación.

3. POSITIVISMO

Toda realidad tiene claroscuros incluso la más tenebrosa. Es momento de descubrir los claros, lo positivo que podemos sacar de la crisis. Búscalo y seguro lo encontrarás. Lo negativo, nuestro “reptiliano” lo encuentra instintivamente para protegernos . Lo positivo hay que buscarlo. Céntrate en ello.

4. POTENCIA

El creer que uno vale depende mucho de como percibimos que otros creen en nuestro valer. Es importante creer en la gente, en el equipo. Confiar en sus capacidades y talento. Es el punto de partida para colaborar en la potenciación de su autoconfianza.

5. PERMISO

Son momentos para aprovechar las diferencias, la diversidad. Lo singular de cada profesional, el talento de cada uno. Amplía la autonomía de cada uno. Eso impulsará su automotivación. Permite, facilita desde la confianza, que cada vez sean más ellos mismos. Que no necesiten caretas.

6. PASIÓN

Y la pasión va ligada a la principal de las emociones, al amor. Como nos dice Erich Fromm “haciendo las cosas con amor, obtendrás lo que necesitas”.

7. PERSISTENCIA

Parece que todo tiene que ser para hoy, para ayer…Y si no se consigue enseguida ya no vale la pena continuar insistiendo. Hemos priorizado el corto plazo y éste termina esclavizándonos. La realidad, sin embargo, tiene diferentes ritmos, como las personas. Y pueden ser igualmente válidos. Por eso los griegos nos hablaban de varios tiempos. Chronos y Kairós los más significativos.

8. PLACER

Disfrutar y hacer disfrutar. Incrementar la alegría y disminuir la dramatización. ¡Ya está bien de tener que ganar el pan con el sudor de nuestra frente”!. El esfuerzo no se contrapone al bienestar y la alegría. Disfrutemos aportando valor, sintiéndonos útiles.
Imagen5

Y, como siempre, las tres ideas finales de cada mes….
1. Si sabes de algún colectivo que necesite impulso, motivación, ilusión, me avisas para darles una charla de impacto aunque de momento tenga que ser on-line.
2. Si crees que esta LL le puede interesar a alguien que conozcas pásasela o compártela.
3. Y, lo más importante…

Y aún en estos tiempos…trata de ir siendo feliz.

José María Gasalla
José María Gasalla
Conferenciante, escritor y Profesor de Deusto Business School. Ingeniero Aeronáutico, Doctor en C. Enonómicas y Empresariales. Diploma de Estudios avanzados en Psicología Social. Línea de investigacion “Confianza y Compromiso”, Presidente del grupo “Desarrollo Organizacional” y “Talentum”. Co-director del Máster de Coaching Ejecutivo en DEUSTO Business School. Evaluador del proceso de acreditación de Coach profesionales, senior y ejecutivos de AECOP (Asociación Española de Coaching).

2 Comments

  1. CLAUDIA González dice:

    José María,
    De cada uno de los pensamientos que has presentado me quedo con lo que el zorro le dijo al Principito….”solo se ve bien con los ojos del alma, lo más importante es invisible para los ojos”. Pero y cuantas personas se dan ni siquiera el tiempo de meditar en eso?

    Se concentran en mejorar programas para facilitar y “ mejorar” los sistemas para sacar más dinero o energía de los seres humanos…..
    Está en cada uno en hacer algo para contrarrestar esto. Quizá sea mantener actuaciones personales basadas en valores y principios en que se respeten derechos básicos. Y sobre todo ser nuestro mejor amigo.

    Gracias por tu guía.

  2. César dice:

    Gracias José María, como siempre muy buen mensaje.
    Quisiera poderlos memorizar para que pasaran a formar parte de mi y así poderlos aplicar diariamente.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.